martes, marzo 02, 2010

Metallica en Guadalajara - Para la historia

 

Reseña
El sonido fue pólvora

Cuando Metallica tomó anoche el escenario del estadio 3 de Marzo cinco minutos después de las nueve de la noche, arrancó la pandemia. Un grito energético y casi salvaje se escuchó al unísono cortesía de más de 30 mil personas cuando se apagaron las luces y a través de dos pantallas gigantes se observó la famosa escena de la cinta “El bueno, el malo y el feo”, donde precisamente el personaje “feo” corretea por entre las tumbas de un cementerio.

De ahí en adelante, la tranquilidad quedó triturada por los próximos 120 minutos. Lo mejor del asunto fue que Metallica reunió a público de todas las edades —incluso había muchos niños menores de diez años acompañados por padre sobre la cancha —, donde credo, clase social, ropa o nacionalidad poco importaron.



La noche pintaba para ser histórica y lo fue en cada una de las 18 canciones que se escucharon. No era para menos: Lars Ulrich (batería), Kirk Hammett (guitarra), Robert Trujillo (bajo) y sobretodo James Hetfield (voz, guitarra), salieron para echarse a la bolsa la euforia de miles de gargantas que acompañaron con sus cuerdas vocales los himnos de hard rock y metal que la banda originaria de Los Ángeles ha compuesto con férrea garra desde los ochenta.


Cuando los primeros acordes del tema “Creeping death” sonaron en todo su esplendor, el ímpetu general en todas las zonas del estadio 3 de Marzo fue creciendo conforme pasaron los minutos. Por increíble que parezca, todos los presentes tuvieron la mejor de las vistas, ya que toda la parte trasera del escenario era una gran pantalla por donde se proyectó cada movimiento, risa, gesto y rictus de emoción de cada integrante de Metallica.



Como era de esperarse, James justo después de terminar el track abridor, gritó a pulmón batiente “are you with us?” (¿están con nosotros?), frase que fue cumplida al pie de la letra por el público hasta el final. Durante la primera parte de la velada, los fanáticos de hueso colorado disfrutaron canciones no tan famosas como “The tour horsemen”, “Through the never” o “Fade to black”, mientras que las masas prendieron su flama justo con la energética “Master of puppets”, que también sirvió para inaugurar los juegos pirotécnicos que engalanaron muchos temas en la recta final. Ahí, sobre el escenario que mostró un segundo piso desde donde muchas veces cantó Hetfield, brotaron lenguas de fuego al más puro estilo de Kiss; incluso una serie de cohetes fueron lanzados en el clímax de, por ejemplo, “Nothing else matters”, corte que fue sin lugar a dudas el más coreado y que prácticamente hizo llorar de emoción a más de alguno. Con “Enter sandman” Metallica cerró su concierto. Enseguida, el clásico coro de “oe-oe-oe” fue creciendo hasta convertirse en un reclamo. Ni tardos ni perezosos, el vocalista y compañía regresaron uno por uno para entonar tres temas extras a manera de encore. “Seek & destroy” puso punto final a la noche.

Las luces del estadio se prendieron y miles de caras (algunas en trance, otras con el cansancio escurriéndose entre gruesas gotas de sudor) buscaron la salida, mientras los tímpanos seguían vibrando con la potencia de la música que minutos atrás inundaba cada metro cuadrado. Y sí, la historia en materia de conciertos en Guadalajara tiene una nueva sección donde el nombre de Metallica está escrito con gruesas letras.

David Meléndez/Milenio.com


2 comentarios:

  1. Que bien que pudimos disfrutar el concierto Angie, cierto o no? jejeje

    Espero lo hayas disfrutado tanto o mas de lo que imaginaste, por mi parte sera un concierto que no olvidare nunca, espero ustedes lo hayas pasado asi o mejor que eso.

    Buenas fotos pusiste, ahora hice una cronica para mi blog y las imagenes estan algo escasas, pero las tuyas saliron muy claras.

    Un beso Angie, ojala se haya divertido!

    ResponderEliminar
  2. Syd:

    Sabes que tengo bloqueada tu página, pero mándame tu crónica a anvaz_5@yahoo.com... Puedo imaginarme cuánto disfrutaste ese concierto.

    Saludos!

    ResponderEliminar

¡Gracias por la visita! Si no tienes un blog y deseas comentar, escoge la opción "Anónimo", me gustaría saber tu opinión.